Los valientes de la crisis: emprender en plena tormenta

Publicado el 09-06-09 , por G. Escribano

A base de ingenio y osadía, estos emprendedores han montado su propio negocio en lo que va de año. Algunos proceden de sectores tan modernos como la eficiencia energética, o tan antiguos como la agricultura. Conózcalos.

No se conocen, pero tienen una historia en común. Son los emprendedores que han iniciado su negocio en lo que va de 2009. Son los valientes de la crisis, los que han creado una empresa durante la que se considera la peor recesión económica desde la Segunda Guerra Mundial.

Han olfateado el mercado, han reunido un puñado de argumentos que plantear en un banco y han diseñado un plan de negocio a prueba de bombas financieras. Y, sobre todo, han reunido el valor suficiente para lanzarse en un momento delicado, contra viento y marea.

“La ciudad es nueva, la empresa es nueva, el mercado es nuevo y los clientes son nuevos”

«Llevo diez años en el Kurdistán iraquí. Llegué aquí como profesora invitada y me quedé», cuenta María Sancho, directora de Gulispania. «Tras la caída de Sadam Hussein, me llamaron para elaborar un estudio de viabilidad para la mejora de la tecnología agraria. Aquí la producción propia no pasaba del 5%», cuenta esta doctora en Relaciones Internacionales por la Sorbona. Entonces, Sancho concibió una idea y comenzó a luchar por ella: exportar tecnología agraria a un país recién devastado por una dictadura y una guerra.

Oportunidad
Quien también vio una oportunidad de negocio fue Menchu Moreno. «Me vine a Madrid hace menos de un año y decidí, aprovechando el cambio de vida, montarme mi propio negocio de publicidad y márketing», cuenta esta empresaria originaria de Somontano de Barbastro. «La ciudad es nueva, la empresa es nueva, el mercado es nuevo y los clientes son nuevos», relata Moreno, que a pesar de tanta novedad, no duda en emprender: «¿Y por qué no? El márketing online es más económico que cualquier otro y las empresas tienen la necesidad de invertir. La crisis es la oportunidad que tienen las compañías de comunicarse de una forma más económica y segura que en los medios tradicionales».

«Pensamos que Internet era el futuro inmediato del márketing y la publicidad, y había que aprovechar nuestra experiencia anterior», explica la creadora de MM Marketing Online & Mobile, veterana de otras lides en medios de comunicación.

Mirando hacia el futuro fue como María Sancho convenció a un grupo de empresarios murcianos de la viabilidad de su proyecto de modernizar una región abandonada de Irak. «Elaboramos un plan de transferencia de tecnología agraria con el Gobierno murciano, a través del que se dio formación a los kurdos en sistemas de riego localizado y agricultura protegida con las técnicas más simples. Los resultados fueron fabulosos, lo que animó a mucha gente a ponerse a producir. Esperamos que en menos de cuatro años la producción de hortícolas locales se acerque al 30%», cuenta esta profesional que habla siete idiomas.

«Damos servicios integrales al agricultor local, y de distribución a las empresas españolas que decidan acompañarnos en esta andadura», añade Sancho.

“Existía un vacío en el mercado de los medios de comunicación universitarios”

En un mercado más complejo que el iraquí, pero con su guerra particular, Mikel Bilbao acaba de crear una nueva sociedad. «La idea es sencilla: estamos creando un pull de inversión que engloba organizaciones y empresas consultoras en Latinoamérica y España», cuenta este emprendedor, que para dar vida a Mek Forum se ha valido de las dos anteriores compañías que gestionaba. «Proporcionamos software de gestión de procesos, de calidad, o de gestión documental», añade.

En esta compañía no son muchos empleados, «porque subcontratamos el desarrollo de software y la red comercial a entidades colaboradoras de nuestro foro», dice Bilbao, que aclara que «la facturación va a ser baja, pero contamos con un plan de viabilidad para alcanzar los 100.000 euros».

«Está siendo un año muy duro para todos, pero seguimos buscando nuevos colaboradores y más capital. Ojalá que sigan apareciendo nuevos negocios, porque el espíritu está muy comprimido», afirma Bilbao, que defiende su actividad: «Si queremos que haya más productividad, todo lo que sea apoyar la gestión y las TIC es necesario».

Más allá de las tecnologías, hay viejos negocios que, con un toque de ingenio, se adaptan a los nuevos tiempos. «La idea era aprovechar la experiencia de nuestra directora, que tras muchos años de carrera, decidió emprender una consultoría», cuenta Merideé Rodríguez, estudiante de la Universidad Carlos III que trabaja para Help 4U. «Cuando elaboramos el plan de negocio y el estudio de mercado, descubrimos que podíamos ir más allá. Vimos una oportunidad en las salas de alquiler de despachos y en la formación a profesionales», afirma esta joven estudiante, que explica que «así es como nace nuestro centro de negocios».

«Al principio hizo falta una fuerte inversión, en la que pones todos tus ahorros y expones el futuro de tus hijos, pero en el camino se nos han abierto algunas líneas de crédito ICO. Nuestra directora puso también la indemnización que obtuvo al dejar su antiguo empleo», aclara Rodríguez. Y así, con grandes dosis de valor, nació la compañía.

Aire de juventud
Otro negocio antiguo, pero con aires de juventud, es el iniciado por José María Torrego. Este emprendedor de 26 años sostiene que «existía un vacío en el mercado de los medios de comunicación universitarios. Todos los diarios universitarios estaban en papel pero no en la Red, y tardaban mucho en adaptar sus cabeceras al digital. Fue cuando aprovechamos para ocupar ese nicho de mercado». Al lanzarse a por este hueco, nació http://www.elreferente.es.

«Estamos en crisis, la época no era la mejor…, pero vimos que era un sector en alza y una herramienta complementaria a las redes sociales actuales, que estaban teniendo un boom espectacular en Internet. Nuestro referente siempre fue Tuenti y quisimos ofrecer información que fuese acorde a lo que toda la gente estaba consumiendo en la actualidad: redes sociales», explica Torrego.
Por lo que respecta a la fuente de ingresos del diario, Torrego tiene algo que aportar al mercado: «Intentamos ir a contracorriente respecto al modelo tradicional de publicidad online. Nos basamos en publirreportajes y canales directos con patrocinadores».

Una muestra de que, a pesar de la crisis, las musas de los emprendedores siguen inspirando negocios.

Una lección de audacia
– Llevar tecnología agraria española al Kurdistán iraquí necesita algo más que una buena dosis de valentía empresarial.

– Entrar en el márketing móvil y online, en el que se compite con las grandes firmas multinacionales, es un ejemplo de ello.

– Un centro de negocios que ofrece formación, consultoría y hasta una sala de masajes, hace más entretenidas las reuniones.

– Un diario digital elaborado y destinado a la generación de Internet tiene todas las de ganar en un mercado en plena modernización.

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s